jueves, 23 de septiembre de 2010

Métodos para multiplicar más fácil

EL APRENDIZAJE DE LAS TABLAS DE MULTIPLICAR

Imagen de clbustos


LA DIFICULTAD DEL APRENDIZAJE DE LAS TABLAS

El aprendizaje de las tablas de multiplicar es un hito para todos los alumnos de la escuela. Cómo enseñar las tablas de multiplicar y qué recursos utilizar para facilitar su aprendizaje es igualmente una cuestión que todo profesor se plantea en su práctica diaria.
La dificultad que un alumno puede encontrar para aprender las tablas de memoria se ha llegado a explicar por razones biológicas. Esa es la opinión, por ejemplo de Antonio M. Bator (Emisora Educativa "El Hornero": http://www.paginadigital.com.ar/articulos/elhornero/20a.html )
"¿Quién no ha tenido dificultad para aprender las tablas de multiplicar? El contraste entre el aprendizaje de nuestra lengua materna y el de la aritmética es notorio ¿Por qué nos resulta tan difícil multiplicar (y retener las tablas de memoria) y tan fácil aprender a hablar (y aprender decenas de nuevas palabras por día)? Hoy podemos invocar una razón biológica: nuestro cerebro no "está diseñado" para multiplicar mientras que una prolongada evolución le ha permitido verbalizar para comunicarse con sus semejantes. Esto no significa que sea innecesario aprender a multiplicar sino que convendría cambiar nuestro método para enseñar a hacerlo. Y sobre todo, encontrarle un significado real al cálculo. Ciertamente lo que no podremos cambiar es la arquitectura de nuestro cerebro, que sin duda está mejor equipado para hablar que para calcular."

ORDEN DE APRENDIZAJE


El objetivo final del aprendizaje de las tablas de multiplicar es el aprenderlas de memoria.
Y el recuerdo depende de la manera en que se haya guardado la información en la memoria.

Carlos Maza Gómez en su obra "Enseñanza de la multiplicación y división" (Editorial Síntesis) considera que el orden más adecuado para aprender las tablas de multiplicar es el siguiente:
- Tabla del 1
- Tabla del 2
- Tabla del 3
- Tabla del 4
- Tabla del 10
- Tabla del 9
- Tabla del 5
- Tabla del 6
- Tabla del 8
- Tabla del 7

UN TRUCO PARA APRENDER LA TABLA DEL NUEVE


Tradicionalmente se han ido transmitiendo una serie de trucos que ayudan al aprendizaje de las tablas. Uno de los más curiosos y fáciles de aprender es el de la tabla del 9, que utiliza los dedos de las manos.
Comenzamos por decirle al niño que abra sus dos manos con todos los dedos extendidos y con las palmas de las manos a la vista.
Mentalmente debe recordar que el dedo pulgar de la mano izquierda representa al 1, el índice de la misma mano sería el 2, y así sucesivamente hasta llegar al pulgar de la mano derecha que equivaldría al 10.
Ante cualquier pregunta que contenga el 9, por ejemplo 9x4, el método consiste en tener en cuenta el número que se multiplica por 9, en este caso el 4, pidiéndole al niño que doble el dedo nº 4 (dedo anular de la mano izquierda).
Pues bien el resultado de la multiplicación será siempre la cantidad de dedos que quedan a la izquierda del dedo doblado (quedan 3 dedos a la izquierda) seguido de la cantidad de dedos que quedan a la derecha del dedo doblado (quedan 6 dedos a la derecha), es decir 36.

METODOLOGÍA DE APRENDIZAJE TRADICIONAL


El aprendizaje de las tablas de multiplicar plantea varios problemas a los niños:
  1. Se trata de un aprendizaje monótono, por lo que para muchos puede llegar a ser aburrido.
  2. Se basa en la memorización, ya que el razonamiento lo haría más lento y por lo tanto menos funcional.
  3. Es un procedimiento abstracto, en el que no se utilizan ayudas concretas ni manipulables.
  4. Exige una práctica continua para su adquisición.

El método que tradicionalmente se utiliza para comprobar el aprendizaje de las tablas de multiplicar es el de preguntarle al niño una por una las diferentes multiplicaciones. Cuando el niño duda, comienza a adivinar y a dar respuestas fallidas, ante las cuales se vuelve a preguntarle hasta que finalmente acierte.
Este procedimiento plantea un problema desde el punto de vista de las Leyes del Aprendizaje: el niño asocia mentalmente varias respuestas erróneas a la pregunta que se le plantea, lo que dificulta la más importante asociación: ESTÍMULO (pregunta) y RESPUESTA CORRECTA. Todas las demás asociaciones erróneas entorpecen el aprendizaje, sobre todo porque no han sido seguidas inmediatamente de la respuesta correcta.

EL MÉTODO AUTORUEDA


Entre los diferentes métodos de aprendizaje de las tablas que intentan superar estos inconvenientes, la mayoría de ellos con presencia en Internet, me gustaría referirme a uno recientemente aparecido en soporte manipulativo denominado Autorueda.
Las características de este método se pueden ver en la dirección
http://www.autorueda.com
El material está formado por 5 ruedas con dos tablas de multiplicar cada una de ellas, es decir, las tablas del 1 al 10. Dentro de estas ruedas va otra rueda interior, cuyo contenido puede verse a través de unos huecos o ventanas realizados en la rueda exterior.
En las ventanas aparece una pregunta, por ejemplo: 2 x 4 = ?. Al girar la rueda interior aparece la misma pregunta (2 x 4) con la solución (8) en la ventana inferior, acompañada de un dibujo en la ventana derecha.

El método AUTORUEDA pretende ser una ayuda en la adquisición de esta importante estrategia instrumental. Las ventajas de este método serían:
1- Se basa en el autoaprendizaje:
-El niño no necesita al adulto para aprender
-Puede realizarlo en cualquier momento y situación, dentro o fuera del colegio.

2- Se realiza a través de un procedimiento manipulable, por lo tanto más motivador.
3- Utiliza la vía visual, lo que significa otra vía sensorial distinta a la auditiva como ayuda al aprendizaje.
4-Plantea una estructura muy eficaz, de acuerdo con las Leyes del Aprendizaje:
  • Se parte de una pregunta
  • Se piensa una respuesta
  • Si se acierta, la autocomprobación refuerza el aprendizaje
  • Si se falla, la respuesta correcta es inmediata.
  • Se incluye un pequeño dibujo, a modo de premio o refuerzo.


Por último, en la citada dirección se dan también algunos consejos de utilización:
  1. Decir la respuesta en voz alta refuerza la asociación pregunta-respuesta correcta.
  2. Es preferible unos minutos de práctica cada día que sesiones más largas pero espaciadas en el tiempo.
  3. Es conveniente enseñar al niño a programar su propio aprendizaje: por ejemplo, no debe acabar con la tabla de un número hasta que no consiga dar una vuelta completa a la rueda sin cometer ningún error.
  4. Pedirle al niño que una vez aprenda una tabla, repita el procedimiento en nuestra presencia. Eso le servirá de refuerzo y nos ayudará a controlar su aprendizaje.

Resumen:


Aprender las tablas de multiplicar de memoria es algo inevitable para cada niño. Se ofrecen consejos sobre la metodología de su aprendizaje, así como algún truco. Frente al aprendizaje tradicional, se describe un método efectivo de autoaprendizaje de las tablas, de acuerdo con las Leyes del Aprendizaje (AUTORUEDA: Tablas de Multiplicar). Autor: José Manuel del Toro Pérez
Psicólogo
info@autorueda.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada